Sobre mi...

Nací en Canarias y haciendo un ejercicio de retrospectiva creo que desde muy pequeña me sentí atraída por el arte, ya fuese con el maquillaje, pintando o haciendo manualidades…pero aún no sabía que iba a ser uno de los motores de mi vida.

Unos años después y a pesar de no tener referentes del sector en mi entorno, gracias a internet y a las primeras plataformas de contenido online, descubrí varios profesionales que subían contenido sobre maquillaje, ya fueran tutoriales (los cuales memoricé por completo) reviews o making-off de sus trabajos, me obsesione con el tema.

Dicha obsesión llegó a tanto que decidí ir a una escuela de artes plásticas donde terminé de entender que sí, que ese era mi camino. Me apasionaba cualquier rama artística, quería aprender y sobre todo después, aplicarlo a eso que había visto por ahí que era maquillar.

Acabé mis estudios y en 2015 me mudé a Madrid para hacer realidad mi sueño y formarme como maquilladora profesional. Mientras me formaba en la academia era maquilladora freelance y realizaba todo tipo de shooting y editoriales, books de modelos, publicidad, catálogos para firmas, etc..

Al siguiente año, me formé en un taller de Efectos especiales y aerografía y ese año para practicar lo aprendido y seguir acumulando experiencia trabajé un sin fin de horas en rodajes de diferentes temáticas, lo que me llevó a vivir desde dentro mi sector, ver el esfuerzo y pasión que ponemos todos para sacar los proyectos adelante.

No solo me apasionan la moda y el cine, ya sabes que el maquillaje social es parte de la carrera de un maquillador. Yo como inquieta del maquillaje he querido aprender y probar todas las ramas de mi profesión. He trabajado para firmas como MAC o Loreal que me han llevado a ver y entender otra parte de mi trabajo, la parte social, estar diariamente trabajando y sirviendo a mis clientas para ayudarlas a sentirse bien y agusto con su belleza. Enseñarles que el maquillaje es un método de expresión con el cual contar su historia.

«Soy una persona que se preocupa mucho por su técnica, acabados y texturas, vivo en un aprendizaje constante para mejorar y aprender nuevas técnicas. Me maravilla mi labor y por lo tanto me gusta ocupar mi tiempo dedicándome  a crecer profesionalmente para poder ofrecerte un mejor servicio.´´

Estoy segura que has leído mil veces a compañeros maquilladores explicar lo que sentimos al ver como se mira una clienta después de haberla maquillado, esa mirada en la que se reconocen a ellas mismas y se sienten seguras con su belleza. O cuando se abren a nosotros contándonos y agradeciéndonos nuestro trabajo, darles un poco de felicidad y fuerza para que vean lo que nosotros vemos en ellas… quizás te parece repetitivo pero cuando como profesional llegas a ese momento te sientes realizado y quieres dedicarte cada día a seguir haciendo sentir así a la gente, poder ayudar haciendo lo que a ti más te apasiona.

«El maquillaje es mucho más que un acabado exterior, va mucho más allá de una imagen y mi trabajo es mostrártelo.´´